(Expresion) El Gobierno peruano, retiró la concesión de la construcción y operación del gasoducto en el sur del país, al consorcio Gasoducto Sur Peruano que integra la empresa Odebrecht, por no lograr el cierre financiero, es decir el 100% del financiamiento.

“El proyecto no va con los actuales socios. No han logrado demostrar que tienen financiamiento”, afirmó el ministro de Energía y Minas, Gonzalo Tamayo.

El consorcio Gasoducto Sur Peruano, conformado por la empresa española Enagas, la brasilera Odrebrecht y la peruana Graña y Montero, estaban a cargo de la concesión del gasoducto valorado en unos 7,000 millones de dólares.

El Ministro ademas  señalo: “Vamos a suspender vía medidas legales el cobro del impuesto de afianzamiento seguridad energética en los recibos”.