(Expresión) El Proyecto Especial Regional Pasto Grande, a través de la Gerencia de Infraestructura – Área de Medición, Control de Caudales  y Calidad de agua, realizó a lo largo de la semana pasada, los trabajos de análisis físico químico y medición de caudales (aforos) de los diferentes afluentes en el embalse de Pasto Grande.

Con el objetivo de ver la recuperación progresiva del volumen y evaluar el comportamiento de la calidad del agua en la infraestructura mayor, se realizó el aforo de los afluentes dando como resultado el rio Tocco 461 l/s, Patara de 1226 l/s, Antajarane 466 l/s, Millojahuira 214 l/s y los ríos Jiscuyo con el aforo de 813 l/s y el rio Incacachi con aforo de 50 l/S, estos dos últimos afluentes que ingresa solo en épocas de avenidas.

Este monitoreo del agua forma parte de sus actividades programadas del área de Control de Caudales  y Calidad de agua del PERPG a cargo de la Bióloga Heine Luiz Nina y se realizó con la supervisión del área de Operación y Mantenimiento a cargo del Ing. Ricardo Antonio Arbañil Rivadeneira.

Los resultados de calidad de agua de los afluentes del embalse, estarán la primera semana de febrero para ser dados a conocer a la población.